Rescate de luchas pasadas

publicado en: escuelita militante | 0

Como personas de izquierda, necesitamos encontrar otras formas de relacionarnos con el pasado. Sabemos que la memoria es fundamental, pero quizá no sea suficiente. Vivimos entre el mandato de una vida vertiginosa y la práctica militante del recuerdo. Desde ahí, ¿cómo extraer del pasado sus potencias subversivas sin sentirlas como piezas de museo?

Organiza y coordina: ENTRE

Las personas de izquierda tenemos una relación compleja con el pasado. Estamos constreñides por dos concepciones antagónicas que no contribuyen a una mejor práctica teórica, afectiva y militante de la izquierda. Por un lado, somos parte de una cultura posmoderna acelerada, en la que el pasado es tan efímero, desaparece tan rápido, que prácticamente no existe. Más allá del cliché, todes somos, en mayor o menor medida, generaciones del vértigo, de lo inmediato, del presente continuo y lanzadas hacia el futuro. Desde esa perspectiva el pasado es siempre viejo y desactualizado. Es una carga, algo de lo que hay que soltar. Por otro lado -quizá como intento de contrarrestar esta tendencia- les militantes de izquierda apelamos frecuentemente al pasado como forma de ejercer la memoria, de tener presente lo que pasó. Hacemos marchas, homenajes, libros y charlas. Eso nos vale, por parte del discurso cultural neoliberal, la imagen de que la izquierda es gris y quedada en el tiempo.

La idea del taller surge de la propuesta hecha por Walter Benjamin en sus tesis sobre el concepto de historia: toda generación de izquierda tiene que asumirse, en su propia lucha y tiempo histórico, como heredera y redentora de las generaciones pasadas.

El propósito central es encontrar una forma de invocar y reivindicar el pasado que escape al brete entre el fetiche del aquí y ahora, y la sola apelación a la memoria, al homenaje y al duelo. El primero porque obliga a olvidarse del pasado; el segundo porque muchas veces el recuerdo ya está teñido de derrota, como habiendo asumido la narración de que la izquierda es en blanco y negro. No se trata sólo de recordar las luchas pasadas, sino de reivindicar sus potencialidades, por abortadas que hayan sido. Es hacer memoria pero viva, invocar luchas pasadas pero a color. No es volver al pasado. Es ir, conocer sus deseos y sus esperanzas, entramarlas con las nuestras y volver para intentar cumplirlas. Otra vez, y otra vez, y otra vez.

Información

Fecha: viernes 23 de agosto de 2019.

Hora: 19:00 a 22:00 hs.

Lugar: Servicio Paz y Justicia (SERPAJ). Joaquín Requena 1642 y Colonia. 

Entrada libre y gratuita. No requiere inscripción previa. 

Conocimientos previos requeridos: ninguno.

Por consultas escribir a: entreculturaypolitica@gmail.com